Alfio D’Antona: Mi vida con "Star Wars"

By admin 3 years ago
Home  /  News  /  Alfio D’Antona: Mi vida con "Star Wars"

Alfio D’Antona, especialista en animación 3D y fan de la saga, repasa su relación personal con las películas.

Familia de fanáticos: Alfio, Valentino y Clemente D’Antona comparten la pasión por la saga “Star Wars”.

Familia de fanáticos: Alfio, Valentino y Clemente D’Antona comparten la pasión por la saga “Star Wars”.

Tengo un leve recuerdo, mezclado entre realidad e imaginación. Cuando tenía entre 5 o 6 años (1984, 1985) y visitábamos a mi abuela, no tenía permitido entrar en una de las habitaciones. Era la de mi primo Juan Carlitos.

Hasta que un día, escoltado por él, fui invitado a recorrerla. Al encender la luz fue increíble: había un ejército de Stormtroopers formados en el suelo ante el paso de Darth Vader, una nave Tydirium y algunos Tie Fighters, prolijamente ordenados. También había un Landspeeder con Luke Skywalker, C3PO y R2R2. El deseo por los juguetes de mi primo había nacido.

Juan Carlitos se fue a vivir a Panamá con su padre. Antes de viajar me dejaría el Landspeeder con Luke y C3PO. Nunca entendí por qué se fue mi primo. Cosas de adultos.

Los años pasaron, y en algún fin de semana de esos en los que Canal 8 las repetía, pude ver por primera vez las tres películas de Star Wars. Me recordaban a aquel ejército de mi primo. Durante años quise dibujar a los personajes. Grababa las películas en VHS, las pausaba y, entre rayas, los dibujaba.

No podía ver las piernas del cazarrecompensas Boba Fett, que era mi personaje favorito. Compraba cualquier revista usada en las compraventas que tuviera el más mínimo artículo y recortaba las imágenes para guardarlas en una caja de zapatos. No había más juguetes de Star Wars en ningún lugar de la ciudad. Ni siquiera en el mítico Todo Hobby (la única juguetería que podría tenerlos en aquel entonces).

Con el tiempo ya sabía el nombre de la mayoría de los personajes, muchos de los diálogos de las películas y había comprado alguna que otra historieta sobre el universo expandido de la serie (Imperio OscuroCrónicas de Jedis, etc.).

En 1997 mi primo volvió a Argentina. Entre anécdotas, recordamos Star Wars. Pasamos un buen tiempo juntos, hasta que enfermó y murió a los 28 años. A finales de ese año, George Lucas anunciaba una nueva trilogía.

Fui al cine con uno de mis amigos, a quien me le pasé explicando los pormenores de una guerra, que eran los que impulsaron la trama de la película (esta vez orientando la saga hacia un público mucho más joven que la primera trilogía y bla bla bla). Yo estudiaba Cine en ese momento, mi entusiasmo era tan grande que pensé que le perdonaría cualquier cosa a George Lucas. Pero fue demasiado.

Me fui a vivir en pareja y fui papá. Cuando estrenó el Episodio II estaba tan enojado que no quise verla en el cine.

Los primeros dibujos de Valentino fueron Darth Vaders y Tie Fighters, veíamos juntos los dibujos de Las Guerras Clon en el Cartoon Network, y le compraba todos los juguetes originales que yo no pude tener en un tienda online de coleccionistas (brianstoys.com).

Trabajaba como dibujante y animador freelance para una subsidiaria de Disney Interactive de Australia.

Valentino esperó Episodio III con mucho entusiasmo. En la puerta del cine me dijeron que él era menor y no podía pasar. Volví a ver la película con otro amigo. Pero la descargamos y una semana después pudimos verla en casa.

Con los años nació mi segundo hijo Clemente. Valentino se encargó de enseñarle las películas, los nombres de los personajes.

George Lucas vendió los derechos a los únicos capaces de disponer del dinero necesario para que los tres episodios faltantes fueran lo que debieron ser los anteriores: Disney.

Valentino (Ahora de 14 años) y Clemente (7) dibujan los personajes, juegan a los videojuegos, conocen mucho más que yo al respecto. Valentino esculpe increíblemente y hace sus propias historietas. Muchas de ellas se basan en la saga.

El año pasado vimos juntos El Imperio Contraataca en un ciclo del Cineclub Hugo del Carril. Por primera vez los tres juntos. Actualmente armamos un proyecto de corto animado desde mi estudio de animación. Todos opinamos sobre una historia interesante que contar, pero esta vez como fans incondicionales.

Anoche vimos el preestreno de Episodio VII. Yo no puedo ejercer un juicio objetivo al respecto. La saga me hace feliz, y con los momentos que me ha dado ya tengo suficiente.

FUENTE: La Voz del Interior

 

Category:
  News
this post was shared 0 times
 200